Páginas vistas en total

06 junio, 2014

10 TENDENCIAS RETAIL 2015


Las tendencias globales del retail son como la moda: cambian cada cierto periodo de tiempo. Si antes se llevaba el negro en los puntos de venta, ahora es el blanco. Si antes el cliente no quería que le molestaran mientras compraba, ahora busca la atención personalizada. Y si antes el foco estaba únicamente en el producto, ahora todo gira en torno al consumidor. Pero, ¿cuáles son las tendencias en retail para los próximos años?

“Para entender los nuevos conceptos que se instalarán en las tiendas y para conocer cuáles serán las novedades, el profesional del sector debe entender que la experiencia del consumidor ahora debe ser al cuadrado”.
“El consumidor está en el centro y debe encontrarse con la marca por un gran número de canales”.
Las redes sociales continuarán jugando un papel muy importante, pero será aún más primordial personalizar el mensaje para el consumidor. “Si tu cliente quiere tener un segunda cita con tu marca, es que vas por buen camino”.
1. Reubicar el retail
El consumidor es cada vez más viajero, y el retail debe estar donde esté el cliente. “El consumidor se ha convertido en el punto de venta”. El retail está trabajando en aprovechar el tiempo libre de sus clientes potenciales para que la compra se convierta en una acción que se lleva a cabo cuando se tiene “tiempo muerto”.
  

2. Conocer su perfil
Hay que dar al consumidor lo que quiere. Conocerlo y, sobre todo, saber en qué se gasta el dinero. "Sólo de esta forma podremos llamar su atención: “el consumidor es infiel por naturaleza y habrá que darle servicios relevantes para que se fije en nuestra marca y decida apostar por ella”, afirma Mesa.



3. Ofrecer servicio en todos los lados
Aeropuertos, estaciones de trenes, parques o centros comerciales. La tienda tiene que estar donde esté el cliente. La compañía estadounidense especializada en equipamiento deportivo Nike puso en marcha en el aeropuerto de Helsinki un pop-up store en el que ofrecía productos de sus colecciones y una zona de relax donde el cliente podía cargar su dispositivo móvil y ver un partido de fútbol. Hay que incitar a la compra, pero también fidelizar al consumidor.

4. ‘Hubs’ de moda
La concentración y la especialización por zonas. El retail, en concreto en el sector de la moda, tiende a concentrar su oferta por producto en zonas. Ejemplo de ello es uno de los últimos proyectos que se están llevando a cabo en París, en la zona de La Jeune Rue, que está concentrando en locales industriales a diseñadores emergentes que quieren vender sus productos. Otro ejemplo es Devon Yard, la ciudad que Urban Outfitters está construyendo para captar a su público objetivo y ofrecerle, además de su marca, enseñas afines a ella.
Además de los hubs, la moda también tiende a la concentración de productos por tienda. Una de las nuevas tendencias que se están observando en el sector es la puesta en marcha de tiendas especializadas, como es el caso de El Corte Inglés Lingerie o, a nivel internacional, G-Star y su flagship-store londinense especializada en el tejido denim.

5. Busca, compra y comparte
Una tendencia que se repite desde hace años. El consumidor busca más que nunca, ya sea por precio, por conocer nuevos productos o por sus especificaciones técnicas. El consumidor ahora compra, pero acto seguido lo comparte. Aquí también entra en juego “la fiebre del hashtag”, por lo que la tienda tiene que dar importancia a las redes sociales e incentivar que se hable de ella en Internet.
  
6. Simplificar
Atrás quedaron las tiendas llenas de muebles, con mucho producto y un gran número de dependientes. Ahora el consumidor busca un concepto de tienda más simple, más espaciosa y con una muestra de producto más reducida. “Es una tendencia lógica en un momento en que el showrooming se está imponiendo; el cliente va a la tienda a mirar, pero quizá la compra la finaliza desde su móvil o desde su tableta”.
7. Destacar oferta mono producto
Y si el retail está virando hacia una tienda con menos mueble, también lo hace en cuanto al producto. El consumidor quiere una selección del producto, ya que no tiene tiempo de pararse a conocer todas las referencias del catálogo. A corto plazo, el retail físico contará con una selección de lo mejor de la colección y el resto se podrá encontrar en Internet, favoreciendo a la estrategia multicanal de la marca.
8. Comunicar en tienda
El consumidor, cuando tiene tiempo, quiere escuchar a la marca. En los próximos meses se podrá apreciar una revolución en las tiendas de la mano de la tecnología Beacon, unos dispositivos que, a través de Bluetooth, envían promociones, descuentos o información al consumidor que está en la tienda. Marcas como Macy’s o American Eagle Outfitters ya la han puesto en funcionamiento.
  
9. Acercarse a la cultura
Hay tiendas en muchos lugares, pero la última tendencia es acercar el retail a la cultura. Tiendas efímeras a la salida de museos, pop-up stores en exposiciones o pequeños establecimientos en los principales puntos de interés turístico es el último movimiento por el que han apostado operadores de moda.
Los grandes almacenes británicos Selfridges pusieron en marcha recientemente el festival de la imaginación, mezclando arte y moda, mientras que la también británica Topshop regalaba entradas para una exposición de Matisse en uno de sus desfiles.
10. Mimar al consumidor
Es una tendencia que se repite año tras año, pero cada vez cobra más importancia. “¿Crees que tu cliente tendrá una segunda cita contigo? Si la respuesta es no, es que algo no estás haciendo bien”, 
Una de las últimas acciones que han intentado llamar la atención del consumidor de moda la ha protagonizado Comptoir des Cotonniers, enseña propiedad del grupo japonés Fast Retailing. La cadena puso en marcha en una noche 10.000 tiendas efímeras, donde el cliente podía comprar una reducida selección de productos de la marca en veinte segundos a través del móvil. Para conseguirlo, Comptoir des Cotonniers uso códigos QR y los publicitó en cafeterías, marquesinas y en paredes de ciudades.

Recent Posts