Páginas vistas en total

15 abril, 2014

INDIGO: Historia & Simbolismo



Uno de los tintes más antiguos
El índigo es uno de los tintes más antiguos usados en tintura textil y en imprenta. Muchos países asiáticos, como India, China, Japón, han usado el índigo como tintura durante cientos de años. Antiguas civilizaciones de Mesopotamia, Egipto, Grecia, Roma, Bretaña prehistórica, Mesoamérica, Perú, Irán, África lo han utilizado.


Indigo o añil es la denominación tradicional de las variedades muy oscuras y profundas del color azul. Antiguamente también lo llamaban glasto.

Se cree que India es el más antiguo centro de tintura índigo del Viejo Mundo. Y suministraba índigo a Europa en la era Greco-Romana. La asociación de India con el índigo se refleja en la palabra griega para tintura, que era indikon. Los romanos usaban el término indicum, pasando a la lengua itálica y eventualmente al inglés con indigo.

La cortesana Hanao de Ōgi-ya.
Esta aizuri-e (pintura grabada en azul índigo) es uno de los paneles de un tríptico. 
Por medio de técnicas como la degradación se expresan varios tonos del azul índigo, muy popular en la década de 1830 cuando se importaba el pigmento azul de Prusia de los Países Bajos.

¿Índigo, Añil, Glasto?
La confusión y sinonimia entre añil, índigo y glasto se debe a que estos son los nombres comunes de tres plantas de las que se solía obtener un tinte de color similar por medio del mismo proceso. El nombre "añil" se aplica a Indigofera suffruticosa, "índigo" a Indigofera tinctoria y "glasto" a Isatis tinctoria.


Momias tintadas de color índigo 
El uso de índigo de plantas del género Indigofera se remonta aproximadamente al año 1580 a. C. en el antiguo Egipto, donde fue identificado en el vendaje de momias. En el antiguo Egipto, solamente un barco tenía una vela de color purpura. Pertenecía al Faraón y era una visible y poderosa indicación a los demás usuarios del Nilo de que tenían que apartarse para dejar pasar al barco de la familia real. Incluso hoy, azul oscuro, púrpura y carmesí son tradicionalmente asociados a la realeza, el lujo y la riqueza. Eso es debido a que son colores muy difíciles y caros de obtener utilizando tintes naturales.  El púrpura intenso de la vela del Faraón se lograba utilizando índigo.


La primera mención occidental del tinte de índigo se debe a Vitruvio en el siglo I a. C., en tanto que el proceso de elaboración de la pasta colorante en India fue descrito por Marco Polo; en esa región el índigo se usa desde el 2000 a. C., como tinte y como pigmento 

El cultivo del Xiuquilite
En las culturas del centro del actual México hay evidencias que los antiguos pobladores de esta región conocían la planta denominada Xiuquilite, que en idioma nahuat significa hierba azul. Aquí también conocieron la utilización de esa planta, de la que extraían la tinta azul o mochouitl, y a la cual los conquistadores españoles llamaron añil o índigo. Se usaba normalmente para teñir túnicas y ropajes sacerdotales. El añil americano también formaba parte de la fórmula del pigmento azul maya, de notable estabilidad.



En el siglo XVI, terminada la conquista y asegurado el sometimiento de los grupos indígenas, los españoles se dedicaron a explotar las riquezas naturales existentes, y en el caso de Centroamérica donde en general no existían metales preciosos, optaron por explotar los productos vegetales: cacao, bálsamo y añil.

Mientras que la producción del cacao y del bálsamo se había dejado en gran parte de las comunidades indígenas, con un mercader español que hacía de patrono y empresario, el cultivo el añil constituyó una empresa completamente española.

Los españoles decidieron que el modo más eficaz de conseguir un crecimiento rápido del suministro de añil era dedicarle tierras propias, emplear indios para su cultivo y vigilar su manipulación en molinos especialmente construidos para ello. La disminución de la población indígena había dejado vastas superficies de terreno apto disponibles y el plantador español del añil reclamó su posición y estableció en ellos sus haciendas, por muchas partes del país. 

El Glasto
En las zonas más frías, para al obtención del índigo, se recurrió a otras plantas, como el glasto (Isatis tinctoria) y Polygonum tinctorum. También produce un tinte índigo el caracol marino Hexaplex trunculus, pero el tinte de caracoles no fue ampliamente usado debido a lo difícil de su obtención.


El azul de Prusia
El químico alemán Adolf von Baeyer obtuvo la primera síntesis de índigo artificial en 1880, y la perfeccionó en 1883 tras una larga investigación sobre el benceno, lo que le valió un premio Nobel en 1905, a pesar de que su método no producía un índigo suficientemente barato como para reemplazar al natural. Finalmente, el suizo Karl Heumann, en 1890, logró la síntesis adecuada para uso industrial. Uno de los nombres que recibió por entonces el índigo artificial fue azul de Prusia. 
El color y la pintura
La longitud de onda de la luz índigo es de alrededor de 435 nm; las frecuencias más altas que el índigo se perciben como violeta, y las más bajas como azul medio y azul claro.

Las pinturas para artistas que se comercializan bajo la denominación de color índigo pueden estar compuestas de índigo natural 

Otros datos de interés
El elemento químico indio (In), debe su nombre a que la línea espectral que produce cae sobre la región de color índigo del espectro de luz visible.
El índigo es un color de fuertes reminiscencias mediterráneas. Esto es debido a su uso junto a la cal para la pintura de zócalos de fachadas en todo el arco mediterráneo.
Los genoveses se encargaron de teñir la tela de los pantalones vaqueros (o tejanos) en un característico color azul índigo procedente de la India. El primer denim era orginario de Nîmes (Francia) y de ahí el nombre (de Nîmes se pronuncia como denim).


1 batea indigo verdoso

Recent Posts